Se trata del elemento masculino que producen las flores para reproducirse y que luego recogerán las abejas para alimentarse. Si quieres conocer sus peculiaridades, no te pierdas el siguiente post

El polen es un elemento microscópico que podemos encontrar en las flores, siendo su componente masculino y parte indispensable en su reproducción. Podemos decir que cuenta con un cierto parecido a un huevo; contiene una cáscara que protege al núcleo interior y a las reservas nutricionales para así poder sobrevivir. 

Se trata de una parte importante en la vida de las abejas, puesto que será recogido por estas para alimentarse. Lo barren de las flores, lo amasan con la miel y crean una pelotitas, que transportarán en una cavidad especial de su tercer par de patas. Una vez que las abejas llegan a la colmena, los apicultores colocamos en la entrada de estas una trampa para capturar una parte y dejar así que entren en la colmena con lo suficiente para ellas. 

Una composición interesante

El polen cuenta con una composición rica y muy completa, aunque difiere según la planta de la que provenga. En términos generales, un 40% será azúcar, un 20% proteína, un 2% grasas y contará con todos los aminoácidos esenciales además de varias vitaminas (como A, B1, B2 o B6), antioxidantes y una gran cantidad de flavonoides, fitoesteroles y minerales. Todos estos componentes le hacen ser un complemento alimentario de gran calidad. 

 Historia y estudios actuales

Ibn el Beithar y Maimónides, dos de los médicos árabes más famosos del siglo XII, ya recomendaban su uso como tónico aunque el primero en utilizarlo como término científico fue Linneo en su obra Sponsalia Plantarum, publicada en 1747.

Desde entonces se ha ido estudiando su morfología y composición, siendo hoy en día de gran interés la revisión científica del suizo Dr.Bogdanov, Pollen: production, nutrition and health: a review. También resulta interesante el trabajo trabajo que hicieron Hiroe Maruyama y otros (2010)  de la Universidad de Farmacia en Gifu (Japón) sobre la capacidad antiinflamatoria del polen español y la entrevista que le hacen a Ventura Coll en  la revista American Journal of Biomedical Science & Research.

Así, podemos decir que se trata de un elemento muy enriquecedor e interesante en el mundo apícola y que, gracias a su composición, tiene una gran cantidad de beneficios en la nutrición humana y que contaremos en próximos post 😉 ¡No te los pierdas!